promocarrie

Se avanza hacia la construcción de una política de Memoria Histórica para con las víctimas del golpe de estado militar y la posterior dictadura.

El Gobierno de Ahora Madrid es el primero de la ciudad en aplicar la Ley de Memoria Histórica a su callejero tras 10 años en vigor, cumpliendo el artículo 15 por el que las administraciones públicas “tomarán las medidas necesarias para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura”. En Izquierda Unida siempre se ha resaltado la falta de voluntad política que ha conllevado 36 años de inmovilidad y olvido al respecto, desde 1980. Asimismo, IU pone en valor el imprescindible papel de su coportavoz Mauricio Valiente, Tercer Teniente de Alcalde, al impulsar estos cambios y poner en marcha –por primera vez- una política pública de memoria democrática en nuestra ciudad.

Con respecto a la propuesta presentada hoy por el Comisionado, Izquierda Unida celebramos la incorporación de buena parte de los acuerdos aprobados en los plenos de las Juntas Municipales Distritales. Entendemos que las vecinas y los vecinos tienen máxima legitimidad al respecto, gracias a sus propuestas, Madrid empodera a figuras como Justa Freire o Juana Doña. Las calles deben inspirar siempre la democracia y los derechos sociales poniendo en valor las luchas de ciudadanos como Marcelino Camacho. Otros emplazamientos recuperarán su nombre anterior o aquel por el que se les conoce popularmente, como las plazas Elíptica, del Baile o del Rastrillo. Valoramos muy positivamente que la Calle Caídos de la División Azul conmemore finalmente a víctimas reales, las ciudadanas y ciudadanos del atentado del 11 de marzo.

Izquierda Unida mantiene una visión crítica en cuanto a la falta de reivindicación de género: tan sólo 10 mujeres han sido reconocidas en el proceso, perdiendo una oportunidad inmejorable para la visibilidad del papel feminista en nuestra sociedad. Sin duda, Izquierda Unida lamenta la propuesta del Comisionado de incluir algunos nombres discutibles como el de Carlos Morla Lynch, Mercedes Formica o Aviador Zorita, vinculados a movimientos represivos.

Izquierda Unida considera innecesaria la opción de encargar la propuesta de cambio de nomenclatura a un Comisionado, cuya composición tampoco comparte. Por ello, espera que la propuesta que finalmente llegue a Pleno para su aprobación y posterior ratificación en la Junta de Gobierno se nutra en buena medida de las aportaciones que se hagan llegar desde las Juntas Municipales de Distrito y en ese sentido animamos a las ciudadanas y ciudadanos a trasladar su postura a través de los grupos políticos locales y concejales.

Cabe destacar que este es sólo el primer paso de un conjunto de acciones que deben contribuir a garantizar el derecho a la verdad, justicia y reparación para con las víctimas del franquismo. Queda mucho por hacer, mucho esfuerzo que dedicar al cambio del callejero de nuestra ciudad, y el proceso ha de ser democrático, participativo y abierto, traspasando las fronteras de la limitada Ley de Memoria Histórica, eliminando la exaltación de figuras relacionadas no sólo explícitamente con el régimen franquista, sino con cualquier hito de represión social. Desde el Gobierno Municipal se deben poner en marcha nuevas medidas que conmemoren a las víctimas y reconozcan al ciudadano, único protagonista real de la vida de la ciudad de Madrid y de cualquier parte del mundo.

promocarrie