Izquierda Unida se suma al boicot a Amazon

Ante la huelga de los trabajadores y trabajadoras de la planta de Amazon en San Fernando de Henares para los días 21 y 22 de marzo, Izquierda Unida se suma al boicot planteado de cara a la campaña del “Día del Padre”.

El mayor centro logístico de Amazon en España pretende imponer un nuevo convenio que degradaría aún más las ya duras condiciones laborales a sus 3.000 trabajadoras y trabajadores. En palabras de Sol Sánchez, portavoz de IU Madrid, “Amazon solamente paga 864.000 euros por el impuesto de sociedades. Bruselas los reclama más de 250 millones de € en impuestos. Más valiera que pagaran los impuestos que tienen que pagar, en lugar de empeorar los derechos de sus trabajadores”.

La precariedad del trabajo en la planta de Amazon de San Fernando de Henares se ejemplifica en este relato de Marc Balmes, trabajador del centro: “si te haces un esguince y no puedes venir a trabajar, tenemos un médico de la empresa que te deriva a la seguridad social y te computa como baja no laboral”..

Las movilizaciones obtuvieron un 74% de apoyo en la asamblea de trabajadores, que consistirán en la convocatoria de concentraciones, una huelga de 48 horas los días 21 y 22 de marzo y una campaña de boicot temporal a las compras a la compañía durante los días cercanos al día del padre. “A pesar del intento de la dirección de Amazon España de influir en la decisión de la plantilla por el habitual método del “divide y vencerás” (práctica habitual en estas grandes empresas), la unión de los trabajadores y trabajadoras es incuestionable”, explica Fco. Javier Manrique, militante de IU Madrid en conflictos laborales.