IU transmite su apoyo al EVA y denuncia la persecución a la participación ciudadana por el Ayto. de Madrid

  • El gobierno municipal de Martínez-Almeida pretende clausurar y desalojar el Espacio Vecinal de Arganzuela a pesar de su integración en el distrito y de su labor esencial durante el confinamiento.
  • “Tanto al Partido Popular como Ciudadanos no les interesa que podamos ser una ciudadanía organizada”.

Izquierda Unida ha estado presente en la movilización de vecinas y vecinos del distrito de Arganzuela contra las intenciones de desmantelar el Espacio Vecinal de Arganzuela (EVA), un centro clave en la participación vecinal y que desplegó una función fundamental para muchas familias durante los peores momentos del confinamiento del pasado año.

Para IU, el plan del Ayuntamiento de desmantela el EVA con la pretendida intención de trasladar al SAMUR-Protección Civil a este edificio, en realidad es una maniobra más destinada a desmantelar todos los avances en participación ciudadana, en línea con el cierre de otros espacios y la retirada de acuerdos de cesión en otros distritos. “No solo es aquí en Arganzuela, sino en todos los distritos en los que está acabando con todos los espacios en los que nos podemos reunir”, denuncia en este sentido la coportavoz de IU Madrid Ciudad Ruth Villaverde. “Tanto al Partido Popular como Ciudadanos no les interesa que podamos ser una ciudadanía organizada», apunta Villaverde.

“El Ayuntamiento de Madrid va en contra de los intereses de la clase trabajadora ni de la mayoría social de esta ciudad y esto se evidencia en el intento de desahucio de un espacio que es fundamental”, advierte en el mismo sentido el coportavoz regional Álvaro Aguilera.

El EVA cuenta con una cesión del Ayuntamiento que data de 2017. El gobierno municipal de Martínez-Almeida ha negado la prórroga contemplada en el acuerdo tras cuatro años argumentando que el Mercado de Frutas y Verduras se requiere para instalar al SAMUR-Protección Civil. Un argumento que llama la atención de vecinos y vecinas, dado que, por un lado, la incorporación de este servicio se podría realizar sin ningún problema ni conflicto con el Espacio Vecinal, y, por otro, este servicio ya fue desplazado de estas instalaciones en el pasado.

Además de su trabajo por la dinamización y la participación vecinal, el EVA ha jugado un papel particularmente destacado durante la pandemia, sirviendo de base a las redes de apoyo que han tratado de cubrir las necesidades de cientos de familias en una situación muy difícil durante el confinamiento. A pesar de las felicitaciones por parte de las autoridades municipales, calificadas por el movimiento vecinal como “hipócritas”, ni el Ayuntamiento ni la Junta Municipal de Distrito han mostrado el más mínimo interés por mantener este espacio.