IU denuncia la prohibición de Almeida de la participación de los vecinos en los plenos de Juntas Municipales de Distrito

La formación considera la nueva medida anunciada por el Ayuntamiento de Madrid un ataque sin precedentes a la participación ciudadana y la democracia municipal.

– Ruth Villaverde: “Está claro que ni a PP ni a Ciudadanos les gusta oír lo que los grupos vecinales opinan de su gestión”.

– Álvaro Aguilera: “El gobierno liderado por Martínez Almeida busca paralizar toda clase de participación directa, que se estaba dando, y convertir en un búnker los plenos públicos”.

Izquierda Unida ha denunciado el decreto del Ayuntamiento de Madrid que impide que los vecinos y vecinas participen los Plenos de las juntas de distrito de la ciudad de Madrid. Según la coalición, el gobierno municipal buscar mutilar el derecho de participación democrática en las instituciones municipales amparándose en las medidas sanitarias para hacer frente a la pandemia.

En este sentido, la coportavoz de Izquierda Unida Madrid Ciudad, Ruth Villaverde, plantea que “con la excusa del Protocolo COVID han decidido cercenar un derecho de expresión popular más”. “Al señor alcalde le está quedando una ciudad en la que la democracia y la discrepancia están siendo sustituidos por el ordeno y mando”.

En el mismo sentido, Álvaro Aguilera, Coordinador de IU Madrid, ha expresado su indignación con lo sucedido: “El gobierno liderado por Martínez Almeida no quiere saber nada de los problemas que sufren los madrileños y madrileñas”, apunta. “Busca paralizar toda clase de participación directa, que se estaba dando, y convierte en un búnker los plenos públicos, para que no exista ningún tipo de transparencia, ni información real, sobre lo que está ocurriendo”, denuncia Aguilera.

Para la formación, esta medida es un nuevo retroceso en materia de participación ciudadana y participación; algo que se viene produciendo en esta nueva legislatura, con medidas como la eliminación de los Foros Locales o el desalojo a entidades ciudadanas como el Espacio Vecinal de Arganzuela (EVA), un centro clave en para la participación vecinal, que desempeñó una función fundamental para muchas familias durante los peores momentos del confinamiento del pasado año.

Está claro que, ni a PP ni a Ciudadanos, les gusta oír lo que los grupos vecinales opinan de su gestión”, advierte Ruth Villaverde.